Con arrugas y descuidada Angélica Rivera no es ni la sombra de lo que era

Angélica Rivera ha cambiado en su imagen desde que se alejó de las cámaras, en ocasiones se deja ver en las redes sociales de sus hijas, pero luce diferente

Desde que se alejó de las cámaras tras divorciarse de Enrique Peña Nieto, ha tenido grandes cambios en su imagen y ya no es ni la sombra de lo que era antes, Angélica Rivera en algunas ocasiones se deja ver en las redes sociales de sus hijas y se le nota con arrugas y descuidada, sin el glamour que antes la caracterizaba y sin los lujosos atuendos de diseñador.

Al terminar su cargo como Primera Dama de México, Angélica Rivera tomó sus maletas y se fue con sus hijas a vivir a Estados Unidos, en donde se ha establecido, y aunque su comodidad y estilo de vida sigue siendo excelente, en lo que sí ha cambiado, es en su rostro, figura e imagen, pues ya no es ni la sombra de lo que era y ahora se ve cansada, con arrugas y descuidada.

Angélica Rivera gozaba de verse siempre radiante, con atuendos de los mejores diseñadores del país, ropa y accesorios de lujo, siempre maquillada, con gran porte y como toda una elegante dama que siempre ha sido, pero desde que no quiso saber nada de la farándula y se aisló del medio del espectáculo, muy rara vez se le puede apreciar y cuando lo hace se nota distinta, el paso de los años no perdona.

Angélica Rivera fue una de las actrices más guapas de las telenovelas mexicanas, siempre con clase, estilo y muy hermosa, tenía una gran fila de admiradores, sus atuendos siempre a la moda y resaltando sus atributos, en cuanto se casó con Enrique Peña Nieto, su forma de arreglarse cambió por algo mucho más conservador, pero siempre viéndose guapa.

Cambió los vestidos cortos, los bañadores y la ropa descubierta por atuendos más distinguidos, pero aún así se veía muy bien, sin embargo, desde que terminó con ese matrimonio y se alejó de los reflectores, se conoce a otra Gaviota, una famosa que parece que sostener el glamour ya no es prioridad, ahora se deja ver más natural y sin importarle que los signos de la edad se hagan notorios.

Aunque sus redes sociales las tenga privadas, Angélica Rivera de vez en cuando regala a sus fans el privilegio de admirarla en las cuentas de sus hijas, como lo hizo hace algunas semanas en un TikTok de su heredera Fernanda Castro, con quien hizo una videollamada en la cual la joven le enseñaba su gorro de graduación para darle la noticia que había concluido sus estudios.

En el video aparece la actriz con una camisa blanca, un collar, una gorra negra y su cabello rubio suelto, con un maquillaje muy básico, tan solo las pestañas con un poco de rímel y sombras, pero sin máximo esfuerzo, lo que hizo ver a una Angélica Rivera sin tanta parafernalia a como sus fans están acostumbrados a verla, ¿qué le pasó?

Además en su rostro ya se le notaban mucho más las arrugas, a sus 53 años ya el peso del tiempo se le está marcando, aparte de que la gorra ya se ha vuelto parte indispensable de su outfit, no sale sin este accesorio a la calle, como si se intentara esconder de todo el mundo, cuando antes no usaba gorra para nada, esto le da un aire a un look desenfadado.

Los fans han notado que la actriz dio un cambio significativo de cuando era una gran y reconocida estrella de la pantalla chica en México, a como se ve actualmente y que muy poco se sabe de ella, pues ya no tiene ese porte y tampoco se arregla tanto, algunos apuntan que es porque ya no tiene la presión de salir ante las cámaras y fingir poses para las revistas.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

© 2024 My Blog - WordPress Theme by WPEnjoy