Padre e hija tenían cáncer, él abandona su tratamiento para poder salvarla

No hay dudas que el amor de los padres para con sus hijos es único e irreemplazable, no existe nada más grande o importante que el bienestar y la salud de un hijo y este increíble amor quedo demostrado por Roberto hacia su pequeña hija Andy de tan solo cuatro años de edad, luego de que ambos fueran diagnosticados con cáncer.

Esta historia toco los corazones de cientos de personas que tras conocer la entrega total de Roberto no dudaron en ayudar y solidarizarse con esta familia, ya que este padre tomo la decisión de renunciar a su tratamiento con tal de que su pequeña hija pudiera recibir el suyo.

Hace poco más de un año, el Doctor Roberto Ávila Brambila, de 37 años, fue diagnosticado con cáncer de estómago, lamentablemente poco tiempo después tras muchos exámenes su hija Andrea, también recibió el mismo diagnostico, pero a diferencia de su padre la enfermedad estaba alojada en el cerebro.

Luego de que ambos recibieran el mismo diagnostico la familia decidió iniciar una campaña en redes sociales para poder recaudar fondos y así cubrir los gastos de los tratamientos de ambos, ya que necesitaban sesiones de radioterapia, quimio y una operación para la colocación de un catéter, entre muchos otros procedimientos quirúrgicos.

Esta historia rápidamente se virilizó y cientos de personas brindaron su apoyo para la familia, sin embargo, aun recibiendo tanta ayuda, los gastos se volvieron insostenibles, por lo que el Doctor Ávila decidió abandonar su tratamiento para que Andrea pudiese continuar y recibir todos los cuidados necesarios.

Papá muere para salvar la vida de su hija.
Desgraciadamente, tras este increíble sacrificio su esposa confirmó la pérdida del Doctor Ávila tras luchar contra el cáncer el pasado 11 de junio y le dedico unas lindas palabras en sus redes sociales que conmovieron a todos los que desde el primer día ayudaron a la familia.

“Cumpliste tu promesa, no te rendiste, por ti no quedó, ahora sé que seguirás con la promesa de siempre ver por Andy y por mí desde el cielo, te extrañaremos tanto, yo cumpliré mi promesa y cuidaré de nuestra princesa. Te amo corazón, hasta siempre”.

Por su parte la pequeña Andrea sigue luchado, dando la batalla contra el cáncer y sigue su tratamiento en el Hospital Universitario de Monterrey por lo que su madre sigue solicitando ayuda para salvar la vida de su princesa.

“Pido de nuevo la ayuda y colaboración de ustedes, Andy, desde ayer esta en terapia intensiva, sigue peleando y luchando pero necesitamos un milagro, oren por mi niña, para que esta terrible enfermedad no me la arrebate de mis brazos”.

No olvides compartir esta publicación y déjanos tu comentario para esta familia que nos demuestra que el amor de un padre puede más que cualquier otra cosa en este mundo y que somos capaces de dar nuestra propia vida con tal de ver a esos pequeños seres llenos de vida y salud.

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

© 2024 My Blog - WordPress Theme by WPEnjoy